El Gran Vairitosky: cine cordobés de calidad - Universidad Blas Pascal
Inicio » Noticias » El Gran Vairitosky: cine cordobés de calidad

El Gran Vairitosky: cine cordobés de calidad

Matías Carrizo trabaja en el área de Administración de la Universidad Blas Pascal (UBP) y está trabajando en la tesis para recibirse de Lic. en Cine y Televisión en la UNC. Además, es el fundador de “Muchas Manos Films”, una asociación de cineastas cordobeses que produce cine sin detenerse, cooperando entre los miembros para filmar sus propios proyectos. En el 2011 fue uno de los ganadores de la 9ª edición del concurso “Historias breves”, organizado por el Instituto Nacional de Cine y Artes Audiovisuales (INCAA). El premio otorga el 100% del presupuesto para la realización de proyecto y el estreno de forma industrial. Esto le permitió dirigir un corto que fue estrenado este año en Buenos Aires: “El Gran Vairitosky”, una animación en stop motion sobre un presentador de circo que tiene el don de la inmortalidad. El jueves 6 de noviembre a las 18.30 h se estrenará en el auditorio de la UBP, con la presencia de todos los realizadores y un making off de la animación.

 

 

La realización
En el 2011 Matías envío un primer guión de “El Gran Vairitosky” al INCAA y ganó, pero el premio tardó dos años en salir. Durante ese tiempo hizo algunos cortos en animación para probar la técnica y pulir errores que pudieran surgir durante el rodaje. En ese momento, un grupo de alumnos de Diseño Gráfico de la UBP le pidió el guión para realizar una tesis sobre diseño de arte cinematográfico. La idea original de Matías estaba ambientada en un circo de feria, pero los alumnos pensaron en un circo africano. Se pusieron manos a la obra y crearon un poster, una escenografía y los muñecos para la animación.

 

Aprobaron su tesis con la mejor calificación posible. Finalmente, en el 2013 Matías recibió el presupuesto del INCAA y readaptó el diseño que habían realizado los alumnos para la tesis, manteniendo el arte africano. Con el grupo “Muchas Manos Films” trabajó durante siete meses para construir los muñecos, armar la escenografía, grabar las voces y animar cuadro por cuadro. “Con esta técnica, cada muñeco se mueve milimétricamente, se saca una foto que luego se pone en secuencia con otras, generando así la animación”, explica Carrizo. “Los muñecos son de acero articulado recubierto por goma espuma y piel de látex. Los pies están imantados para permitir el movimiento en la escenografía. Además tienen bocas intercambiables, una por cada fonema.” El corto tiene una duración de quince minutos y la animación llevó seis meses de trabajo incesante. Durante el día, el grupo de trabajo construía muñecos y los animaba; durante la noche Matías editaba el material en su casa. Con este ritmo lograban filmar un promedio de dos a tres segundos diarios.

 

 

El estreno en Buenos Aires
El 11 de septiembre de 2014, El Gran Vairitosky se estrenó en el marco de la 9ª edición de Historias Breves, con excelente recepción de la crítica y prensa nacional. Para conseguir este logro Matías recibió mucho apoyo de su familia: “salía del trabajo e iba un par de horas a supervisar el set de animación. A la noche llegaba a mi casa y después de acostar a mis dos hijos me ponía a editar”. Todo este esfuerzo valió la pena, ya que el corto de Matías fue el más destacado de los siete que componen el ciclo. “No tiene precio escuchar que la gente se ríe en las partes graciosas, ver que funciona como lo había planeado y sentir los aplausos”, expresó el cineasta. “El Gran Vairitosky” le permitió trabajar de manera profesional en la industria del cine. Es sin duda el primer paso para filmar largometrajes con subsidios del INCAA. Sirve como un gran antecedente.

 

Teaser:

 

Estreno El Gran Vairitosky from Señal UBP on Vimeo.

COMPARTIR ESTE CONTENIDO:

Facebooktwitterlinkedin

Seguinos en: