Gustavo Infantino: entrevista sobre Comunidad Digital - Universidad Blas Pascal
Inicio » Noticias » Gustavo Infantino: entrevista sobre Comunidad Digital

Gustavo Infantino: entrevista sobre Comunidad Digital

El Licenciado Gustavo Infantino es el presidente de Comunidad Digital, la Red de Educación a Distancia creada para permitir que las personas de cualquier lugar del país puedan acceder a una formación académica formal. Está organizada sobre el formato de Franquicia Educativa y opera de manera directa con la Universidad Blas Pascal, llevando su propuestas educativas a todo el territorio argentino. Creada en 2002, se ha convertido en una sólida red con 90 Centros de Educación a Distancia (CED) distribuidos en toda la Argentina. En el marco de los 25 años que cumple la universidad en 2015, Infantino recuerda el camino recorrido de manera conjunta entre Comunidad Digital y la UBP.

 

 

¿Cómo surge la RED?
Siempre estuve relacionado con la consultoría y la docencia, donde mi especialidad era el tema de las franquicias. Junto con las autoridades de la UBP comenzamos a pensar un proyecto que relacionara el ámbito educativo y el comercial, para llegar a más alumnos. Queríamos que tuviera lo mejor de cada rama, es decir, la preparación y el profesionalismo de un negocio adaptado a la perspectiva académica. Así surgió Comunidad Digital, que inició operativamente su actividad en 2003. Durante ese año tomamos la administración y el control de los centros que la universidad tenía para profesionalizarlos y desarrollar nuevos nodos de captación y atención de alumnos. El camino fue largo y complejo por momentos, pero logramos llegar a donde hoy estamos. Cuando nos tuvieron que incluir en el catálogo de la Asociación Argentina de Franquicias no existía un rubro para nuestro proyecto. Habíamos desarrollado una idea innovadora. Inauguramos la categoría de Franquicias de Educación a Distancia.

 

Seguramente fue un desafío convencer a otros…
Sí. Al comienzo sentíamos que estábamos en una tarea evangelizadora, llevando a cada ciudad la propuesta de la UBP. Siempre fuimos muy bien recibidos. Una vez en un evento en el CED de Corrientes se acercaron los periodistas y uno preguntó si un egresado presencial era mejor que uno a distancia. Yo le respondí que si fuese un empresario que tuviera que elegir entre los dos, optaría por el recibido en la modalidad a distancia, porque estaría seguro de su capacidad de autogestión, su compromiso, su responsabilidad y su esfuerzo como estudiante. Entonces el camarógrafo detuvo la entrevista, asomó la cara por detrás de la cámara y me preguntó si podían publicar ese testimonio, dando a entender que hablar bien de la educación a distancia era raro.

 

¿Cuál es el éxito de Comunidad Digital en su relación con la UBP?
El éxito de la RED es su funcionamiento en equipo con la UBP. Siempre nos hemos sentido como una unidad de trabajo, donde nosotros somos la red pero trabajamos junto a la gestión académica, administrativa, sistemas y muchas otras áreas de la universidad. En los inicios de Comunidad Digital, había muy pocos inscriptos en distancia y cerca de 3000 en la modalidad presencial. Diez años después, en el 2013, llegamos a 8000 estudiantes activos en la modalidad distancia. El crecimiento que hemos tenido en todos estos años fue muy fuerte. Primero, porque llevamos la universidad a lugares donde no estaba. Segundo, porque la UBP tenía –y tiene– una muy buena imagen en Córdoba que los CED lograron extender a otros lugares del país. Tercero, porque los que tomaron el desafío de estudiar a distancia, en las primeras épocas, quedaron conformes y lo recomendaron.

 

Trabajar con 90 Centros debe ser complejo…
La dificultad de manejar una red nacional es que nuestro país tiene tantas realidades como lugares. Cada provincia tiene particularidades, hábitos culturas, horarios y velocidades de trabajo diferentes. Entonces se debe tener la suficiente flexibilidad para tomar decisiones adaptables a cada sector, tratando de beneficiar a la mayoría. Porque detrás de los centros existen personas que son conocidas y reconocidas en sus ciudades. Ellos ponen la cara por Comunidad Digital y por la UBP.

 

Esta RED se ha basado siempre en la transparencia y la igualdad. Todos saben lo mismo, tienen las mismas oportunidades y pueden concretar los mismos logros. Por eso, nadie tiene miedo de ayudar al otro. Después de muchos años hemos logrado establecer un buen diálogo, fortaleciendo el sentimiento de que el otro CED no es un competidor sino un colega, en un verdadero emprendimiento educativo en red, dirigido a ofrecer un buen servicio de educación a nivel nacional.

 

¿Cómo es la relación con el alumno?
Muy cercana, lo que nos permite aprender de la experiencia. Como ejemplo, en una oportunidad recibimos quejas de estudiantes del CED de Cruz del Eje, que por cierto tiene una gran trayectoria en la RED. Decidimos viajar con el Ing. Eduardo Bavio para tratar el tema personalmente. Varios alumnos decían que el centro no tenía algunos libros disponibles para consulta. Entonces reunimos a todos los estudiantes, esperando que se quejaran del CED, pero cuando comenzamos a hablar uno de los alumnos pidió disculpas en voz alta, admitiendo que ellos mismos eran los culpables, porque no devolvían los libros prestados a término. Entre ellos se dieron cuenta que no era problema del CED si no que ellos no estaban siendo responsables con la bibliografía. A partir de ahí se generó el reglamento de préstamo y devolución del material de estudio. Estas simples experiencias son las que enriquecen el trabajo en una RED donde un problema genera la oportunidad de una solución para todos.

COMPARTIR ESTE CONTENIDO:

Facebooktwitterlinkedin

Seguinos en: