04/04/2015 "Para estirar la juventud" - Universidad Blas Pascal
Inicio » En los medios » 04/04/2015 “Para estirar la juventud”

04/04/2015 “Para estirar la juventud”

Revista Matices (Córdoba). Artículo sobre los talleres y cursos que dicta aulauniversitaria en la UBP.

 

Link: Para estirar la juventud

 

aulauniversitaria

 

Nacida como instancia de formación destinada a los adultos mayores, la experiencia se volvió, también y ante todo, lugar de encuentro.

 

Aula Universitaria y sus talleres de formación llevan más de 14 años caminando el infinito espacio del aprendizaje que se vuelve la mejor excusa para estirar la juventud.

 

Dos instituciones que se cruzaron en el camino hace más de una década parieron una experiencia que convoca cerca de 500 hombres y mujeres –más mujeres- por año bajo la firme promesa de aprender. Pero todos saben, las dos instituciones, y ese medio millar de personas, que nadie se pondrá riguroso a la hora de tomar examen, que no habrá bolillas difíciles ni nervios a la hora de poner en juego lo aprendido. El valor real de las aulas, en Aula Universitaria, trasunta el conocimiento-dado-por-el-profesor. Lo que vale es la posibilidad del choque de aquellos y aquellas que, por edad, empiezan a quedarse sin espacios, no sólo de formación, sino, y fundamentalmente, de común unión con sus pares.

 

La Universidad Blas Pascal es una de las dos instituciones. La que cedió el espacio y entendió, desde el comienzo, por dónde venía la cosa. La otra es Promover, la ONG que pensó Aula Universitaria desde el germen mismo del proyecto y le da vida desde entonces. “Promover nació para darle continuidad a lo que veníamos haciendo en nuestros trabajos” dice Luisa García Lozada, una de las fundadoras de la iniciativa. Un grupo de mujeres que estaba a punto de jubilarse, que trabajaban en distintas instituciones de Argüello -Consejo del Menor, Salud Mental, el CPC- y que desde esos espacios “empezamos a coordinar acciones, haciendo proyectos comunes para los sectores más carenciados de Arguello. Primero con la personería del Colegio León XIII, donde trabajamos varios proyectos. Después tuvimos nuestra propia personería y llegamos acá”. Acá es la Pascal, a donde arribaron con una demanda muy clara: “Advertimos que para la gente de nuestra edad no había nada en la zona, le hicimos la propuesta a la Universidad y nos abrió las puertas”. Era el año 2006. Desde entonces, Aula Universitaria no descansó nunca. “El camino nos llevó a Aula Universitaria. Nuestra idea era articular recursos con necesidades” explica Luisa.

 

_ ¿Y cuál era la necesidad de los adultos mayores?

 

_ Hay centro culturales, pero nada como estos talleres de formación y capacitación. Esto nos cambió la vida, a ellos y a nosotros, sienten que es para ellos, se hacen amigos, viajan, ellos mismos generan cosas. Es la vida que te va cambiando. Lo más valioso son los lazos humanos, la contención. Se arman grupos que mantienen relación, se juntan en el verano, se acompañan al médico. Es un buen lugar para generar estos lazos. Y también hay interacción intergeneracional, actividades con chicos y profesores de la Universidad.

 

VENIR A PASARLA BIEN

 

Fernanda Laveaga es actualmente vicepresidenta de Promover y una de las responsables de coordinar los cerca de 500 alumnos/as promedio de cada año, que se distribuyen en los innumerables cursos que se dictan, algunos con modalidad cuatrimestral, otros anuales. Todos los idiomas en distintos niveles son algunas de las opciones. Los que más convocan son los que proponen indagar en la cultura determinada de un país. Se empieza por lo teórico y el cierre se da con lo práctico. Así trabajaron la cultura griega, que incluyó bailes típicos y comidas helénicas; como pasó también con la cultura flamenca: danzas y tapas era la expectativa mayor. Y es en estas experiencias en donde se cruzan vivencias y generaciones: a la cultura japonesa la aprendieron de la mano de una jovencita japonesa que estaba de intercambio en la Pascal, te y sushi mediante. Con los gitanos, en cambio, la experiencia fue distinta: los alumnos/as de Aula se fueron al propio territorio de los vestidos largos. Fernanda dice que la relación acostumbrada al ámbito de la enseñanza acá se rompió de una vez y para siempre. “Venir es un placer, no son alumnas, ya somos una comunidad, una familia. Después de clases sigue el almuerzo, el café, la amistad”.

 

aulauniversitaria

 

Con alumnos/as que llegan desde Urca, el Cerro, Villa Allende o Centenario, las salidas anuales a las sierras coronan cada año que, digamos la verdad, no está entregado por completo a la ardua tarea de quemarse las pestañas para leer bajo la luz de un farol. Lo que se cuece en el campus argüelleano es una sensación parecida a lo que se transita en la escuela secundaria: acá se aprende y disfruta más de la vida misma que del conocimiento en sí, que en este caso sirve para fomentar intereses y despertar curiosidades. Bien lo dice Luisa: “Esto es como los amigos del cole, de la primaria, de la secundaria. Nunca me imaginé que uno se podía hacer amigos de nuevo, con los que sientas tranquilidad para contarle tus cosas. Hay vidas admirables que te contagian de energía. Además, los grupos son contenedores”.

 

Los contenidos quedan en manos de los profesores. Los alumnos piden, reclaman, exigen, sugieren. Y así se van construyendo saberes de la mano de la academia –representada por el docente- y de la vida. “Hay que pensar distinto en relación a la adultez –explica Luisa- Tienen mucho para dar”. Y en ese tren de dar, Promover, que como ONG se concentra exclusivamente en Aula Universitaria, actualmente apunta a que las alumnas se involucren en la acción de la ONG con trabajos solidarios “en donde participen ellas mismas. La convocatoria se abrió y ya hay muchos interesados”.

 

El objetivo en la última idea, como en Aula, es el mismo: estirar la juventud para que ésta pueda seguir caminando en ese ancho mar del encuentro, la sabiduría y la entrega.

 

LOS CURSOS PARA ESTE 2015

 

Bridge – Teatro – Audio drama “Escuchen mi voz” – Dibujo y pintura artística – Psicología: las cosas de vivir – Historia moderna y contemporánea – Gimnasia y recreación – Historia del arte – Canto – Películas que no vemos y nos debemos – Clases de baile – Taller de Producción y Redacción Periodística – Telar, tapiz y técnicas antiguas de tejido – El arte de conversar – Golf – Fotografía digital – Informática – Escritura creativa – Idiomas (francés, italiano, inglés) -Gimnasia cerebral y mucho más.

 

CONTACTO

www.promover.org.ar/au/

COMPARTIR ESTE CONTENIDO:

Facebooktwitterlinkedin

Seguinos en: